JAVIER MANFREDI
 

Perfil:
Ingeniero aeronáutico por la UPM, comenzó su trayectoria profesional como docente. Ingresó en el INTA en 1989, en el Área de Aeronavegabilidad, donde ha sido especialista de sistemas y de gestión de confi guración. Después, como Jefe de Programas de Certifi cación CN235, EF2000, A400M y C295 entre otros. Desde 2011 está destinado en la Dirección General de Armamento y Material como Jefe de la Unidad de Aeronavegabilidad, participando activamente en las certificaciones de tipo de los NH90 y Tigre. Representante ante la OTAN y la EDA en materias de su competencia.

   
¿Qué destacarías de la profesión de ingeniero aeronáutico?
De la profesión de ingeniero aeronáutico destaco sobre todo la capacidad que nos inculca la formación que recibimos para enfrentar grandes retos, especialmente los relacionados con gestión y con los últimos desarrollos tecnológicos. Conozco pocas profesiones que puedan presumir de tener destacados miembros en puestos de relevancia en campos tan diferentes como la política, la dirección de grandes empresas tecnológicas, la de obras de ingeniería de gran importancia económica y social o en equipos de desarrollo de tecnologías y sistemas de última generación.

Principales logros en tu carrera profesional.
En cuanto a los logros en mi carrera profesional, muy marcada por la certificación de todos los grandes proyectos aeronáuticos del Ministerio de Defensa, nacionales o en los que participaba España con otros países, me enorgullece haber tenido responsabilidad en ellos y de que a día de hoy los operen nuestras fuerzas armadas con seguridad y fiabilidad. También siento orgulloso de mi responsabilidad en la implantación de los nuevos requisitos de Aeronavegabilidad Militar publicados por la EDA y que en España se transponen que través de las normas PERAM.